Paraguay_Caso Curuguaty: campesinos presos inician huelga de hambre indefinida

Los cinco campesinos presos por la masacre de Curuguaty iniciaron este viernes 14 de febrero una huelga de hambre indefinida en reclamo de su libertad, la recuperación de las tierras de Marina Cue y el cese de la persecución a la lucha campesina.

Néstor Castro, Rubén Villalba, Arnaldo Quintana, Adalberto Castro y Felipe Benítez Balmori oficializaron ayer la medida durante una visita a la cárcel realizada por militantes sociales.

Néstor Castro anunció que llevarían la medida hasta las últimas consecuencias, ya que no tienen ninguna esperanza de recibir justicia y que, además, perdieron todo en la vida por estar presos injustamente. Recordó que incluso los familiares de las víctimas, entre ellos su padre, está imputado por la fiscalía.

Los campesinos presos por la masacre de Curuguaty, durante una de las jornadas de la audiencia preliminar.

“Jahata hese hasta las últimas consecuencias. Ñandeve guarã ndaipóri justicia. La decisión ha’e peteî huelga de hambre indefinida contra este sistema cruel oîa ñane retãme, ojuka va’ekue ñande compañero, oenvenena ñande familia, oimputa, operseguí a los luchadores ha ñandereko cárcel-pe injustamente”, afirmó Castro, quien hasta ahora no recibió atención adecuada en la mandíbula, donde fue herido de gravedad durante el desalojo con trágico desenlace del 15 de junio de 2012.

Responsabilizó directamente al Poder Judicial de lo sucedido en Marina Cue y con lo que pueda ocurrir con sus vidas, ya que nunca hizo prevalecer los probados derechos del Estado sobre las tierras que habían sido donadas por la Industrial Paraguaya. Incluso intervino a favor de Campos Morombí desatando la masacre, observó.

Los campesinos señalaron que en su carácter de luchadores sociales esta huelga de hambre es la manera de proseguir la lucha en el injusto encierro al que fueron sometidos. Enfatizaron que la medida tomada no solo es en reclamo de su libertad y la recuperación de las tierras, sino en nombre de todos los campesinos presos, imputados y asesinados en su lucha contra el latifundio y los agrotóxicos.

Esta es la segunda huelga de hambre que realizan los campesinos presos. La primera, de casi dos meses, se llevó a cabo hace un año en reclamo de la prisión domiciliaria de las mujeres embarazadas y por el apartamiento de la causa del juez José Dolores Benítez y el fiscal Jalil Rachid, por prevaricato y parcialidad manifiesta.

www.ea.com.py

Anuncios

About this entry