Por la tierra y la soberanía: Declaraciòn de Agadir

 

(Agadir, 15 de Marzo de 2014) Nosotros, Organizaciones sindicales y movimientos campesinos y sociales:

– La Federación Nacional del Sector Agrícola FNSA/UMT/MARRUECOS

– El Sindicato Nacional de Marineros Pescadores, de bajura y altura SNMPCM/MARRUECOS

– La Confederación Campesina Francesa

– La Unión de los Comités de Trabajo Agrícola Palestinos (UAWC)

– El Consejo Nacional Senegalés de Concertación y Cooperación Rural (CNCR)

– ATTAC/CADTM Marruecos

– La Asociación Millón de Mujeres Rurales y la Asociación Lucha por las Tierras Tunecinas

Reunidos en el marco del Movimiento Campesino Internacional VIA CAMPESINA en Agadir los días 13,14 y 15 de marzo bajo el lema:“¡Por la tierra y la soberanía de nuestros pueblos! ¡En la solidaridad y en la lucha!” 

Después de haber discutido sobre el contexto local, regional e internacional, marcado por:

En primer lugar, el agravamiento de la crisis capitalista multidimensional (crisis alimentaria, medioambiental, energética, financiera, económica, institucional, de endeudamiento y de migración) y las tentativas de los gobiernos de hacer sufragar a los trabajadores y trabajadoras de la Tierra y del Mar (campesinos pobres, obreros y obreras agrícolas, marineros pescadores sin recursos) y al resto de categorías poblacionales populares, el coste de esta crisis. Las políticas de austeridad llevadas a cabo generalizan el paro, la pobreza, la precariedad y la persecución de los inmigrantes. Nos encontramos en un momento en el que los gastos en armamento han aumentado, así como las guerras imperialistas llevadas a cabo en el marco de la competencia por el reparto de las esferas influyentes, el acaparamiento de las riquezas, al abrigo de la legitimidad internacional.

En segundo lugar, el aumento de las resistencias populares y las huelgas de trabajadores y trabajadoras de la Tierra y del Mar en numerosos países, contra las repercusiones de esta crisis y la activación de procesos revolucionarios en la región árabe y magrebí en consecuencia de los decenios de empobrecimiento, tiranía, dominación imperialista y agresión sionista.

Después de haber hecho hincapié particularmente en la crisis alimentaria unida a las especulaciones capitalistas mundiales acerca de los productos agrícolas y el apoyo de la industria de los agro-carburantes bajo la presión de las grandes compañías del negocio agrícola que se encuentran a la carrera por la adquisición de nuevas tierras agrícolas, especialmente en los países del sur.

Esta crisis alimentaria ha tocado directamente a los pueblos de los países del sur que son dependientes, debido a las políticas impuestas por las instituciones económicas mundiales y al peso de la deuda, lo cual se ha hecho evidente a través de los levantamientos y las revoluciones populares contra la subida de los precios de los alimentos que estalló en 2007 y que todavía se mantiene.

Después de haber estudiado las consecuencias de los acuerdos de libre intercambio que contribuyen al desmantelamiento de la producción agrícola campesina por todo el mundo y en particular, en los países del sur, inundando de esta manera el mercado de productos agrícolas subvencionados e imponiendo un modelo de agricultura de exportación que agota los recursos y contamina la naturaleza.

Nosotros declaramos que vamos a continuar trabajando juntos para:

Hacer frente:

–          A las elecciones neo-liberales impuestas por las instituciones económicas internacionales y los gobiernos de países imperialistas con el fin de garantizar los intereses de las multinacionales y hacer que la carga de la crisis del capitalismo mundial sea sufragada por las clases populares y los trabajadores y trabajadoras de la tierra y del mar.

–          A las nuevas estrategias neo-colonialistas y a las guerras imperialistas que impiden la paz en el mundo y que ridiculizan el derecho de los pueblos a la autodeterminación política, económica, social y cultural.

–          Al sistema capitalista patriarcal que genera discriminaciones y violencias respecto a las mujeres.

–          Al saqueo capitalista de recursos naturales terrestres y marítimos, aquellos que agravan el fenómeno del hambre que hace estragos en numerosas regiones pobres del planeta.

–          Al modelo de agricultura industrial y de exportación que agrava la crisis climática, que destruye la agricultura campesina, los lazos solidarios en el mundo rural y agota el agua, daña la tierra y contamina la naturaleza.

–          A la política de acaparamiento de tierras agrícolas por las multinacionales y las empresas locales jerarcas y a la expulsión de pequeños campesinos de sus tierras, la destrucción de semillas locales, de la biodiversidad vegetal y animal y del patrimonio genético ancestral.

Nosotros declaramos que vamos a reforzar la solidaridad local, nacional e internacional:

–           Para conseguir una reforma agraria íntegra basada en la distribución equitativa del agua y las tierras, y unas políticas agrícolas que aseguren todos los medios de producción, garantía de la soberanía alimentaria respetando el medio ambiente.

–          A través de las luchas de los campesinos pobres por la defensa de sus tierras y sus aguas contra las multinacionales. La lucha de obreros y obreras agrícolas por la igualdad de salarios, el derecho a la organización sindical, a las negociaciones colectivas y a la mejora de las condiciones de trabajo. La lucha de los marineros pescadores contra el dominio de las grandes compañías capitalistas.

–          A través de la resistencia de las mujeres contra la opresión capitalista y la dominación patriarcal, con el fin de garantizar su dignidad y sus derechos a conseguir una igualdad plena y efectiva.

–          A través de las luchas de los pueblos por su soberanía y contra los planes de colonialismo, especialmente en África.

–          A través de la resistencia del pueblo palestino a la ocupación sionista.

Las organizaciones que firman esta declaración apoyan las luchas de los trabajadores y trabajadoras de la tierra y del mar en Marruecos. Reivindican ante el Estado de Marruecos el respeto de los Derechos Humanos, la liberación de los presos políticos, la ratificación de los convenios y acuerdos internacionales relativos a la garantía de los derechos y las libertades internacionales y colectivas.

Las organizaciones reclaman igualmente la instauración de negociaciones colectivas con las organizaciones sindicales, con el objetivo de poner fin a las trabas del derecho sindical y a garantizar el derecho de los emigrantes subsaharianos, terminando con las campañas racistas que se llevan a cabo en su contra.

Los participantes y las participantes expresan su apoyo a las luchas de los pueblos por la liberación, la libertad, la dignidad, la justicia social y la igualdad. Apoyan también un mundo en el cual reine la solidaridad entre los pueblos y donde desaparezca la explotación del hombre a manos de otro hombre.

 Versión Árabe

 Via-info-es@viacampesina.org

http://viacampesina.org/Via-info-es/
https://mail.viacampesina.org/lists/listinfo/Via-info-es

Anuncios

About this entry