EEUU: Sigue la resistencia popular en Dakota del Norte contra construcción de oleoducto

Sigue la resistencia popular en Dakota del Norte contra construcción de oleoducto

23 de noviembre de 2016

Unas 26 personas hospitalizadas y más de 300 heridas fue el balance dado a conocer este martes de la represión por parte de la policía de Dakota del Norte (EEUU) con cañones de agua, lacrimógenas, balas de goma y otras armas “no letales” contra manifestantes pacíficos y desarmados que protestaban la noche del pasado domingo en Morton contra el oleoducto Dakota Access, refiere The Guardian.

Según los médicos que atendieron a los afectados, entre los diagnósticos se cuentan fracturas múltiples por el impacto de proyectiles de goma y hemorragias internas. Además, la mayoría de los pacientes sufrió de hipotermia severa como resultado de ser empapados con agua en momentos en que la temperatura en la zona se ubicaba en 5° centígrados.

Mientras, Sophia Wilansky, una joven de 21 años, podría perder uno de sus brazos producto del impacto de una de las balas “no letales”. “En el mejor de los casos, perderá la sensibilidad en toda la extremidad y entre 10 y 20% de su funcionalidad”, informó Wayne Wilansky, padre de Sophia.

Añadió que en los próximos días le realizarán una cirugía para determinar si se requiere amputar el brazo.

Los hechos del domingo se registraron en uno de los campamentos sagrados que mantienen los miembros de la tribu sioux (principales afectados por la obra) junto a activistas ambientalistas.

Estos campos están ubicados en las riberas del río Missouri, el cual representa su principal reserva acuífera y podría ser contaminado por las obras del gasoducto, ya que, según el proyecto, lo recorrerá bajo tierra por más de un kilómetro.

Además, los sioux han denunciado que en su paso por Dakota del Norte, la empresa responsable ya afectó sus cementerios sagrados ubicados en sus tierras, llamadas en EEUU, reservas.


About this entry