Uruguay:  Las barbas del vecino Brasil

________mal momento

 

Las barbas del vecino Brasil

– Una opinión personal

por Fernando Moyano

Oct 10.2018

El país con la crisis más desarrollada no hace sino mostrar al de la menos desarrollada la imagen de su propio futuro. (Frase de Marx modificada).

… (los socialdemócratas) “descubren con tristeza que la burguesía ya no los necesita”. Rosa Luxemburgo, 31/12/1918, 15 días después la asesinaban

Ya con los resultados a la vista en la primera ronda de las elecciones en Brasil, y el lugar logrado por un candidato de corte netamente fascista, la discusión ha cambiado. Antes de la primera vuelta, por ejemplo, el conocido marxista argentino Claudio Katz publicó una nota que hemos ayudado a difundir: Contra Bolsonaro en las calles y en las urnas. De la misma forma nuestro compañero Jorge Maiki también ha dado una opinión: El peligro fascista en Brasil. Además de un análisis general del curso de lucha de clases en Brasil en el último período, que compartimos, han también abordado un tema de táctica política en particular: el voto en la segunda vuelta, cuestionando para este caso concreto la táctica abstencionista que a veces se plantea por determinadas corrientes políticas como forma de diferenciarse netamente de “la política del mal menor” (votar a uno para frenar al otro, aunque en el fondo los dos signifiquen lo mismo, con alguna diferencia tal vez real, o sólo aparente). También en esto estoy de acuerdo.

Pero lo que pasa por ahí (y ellos también lo dicen) es solo una PARTE del problema, y además es evidente que ahora la cosas están planteadas en términos muy diferentes. 

En noviembre de 2015 hice una nota sobre los resultados de las elecciones en Argentina que ganó Macri, Las barbas del vecino, de donde saqué el título de esta nota que ahora es sobre el otro vecino, y también usé allí el modificar esa frase de Marx, porque si los vecinos nos muestran nuestro futuro… Dos años antes, noviembre de 2015, al iniciarse el último año pre-electoral habido en Uruguay, traté de plantear las cosas un poco más en general, en una perspectiva muy pesimista tal vez (¿Nuestra “era Noske“? ), apresurada tal vez. Hubo sí un vuelco represivo agudo del gobierno del FA, que duró hasta que fue derrotado en la calle (o empatado) el decreto de esencialidad contra la educación, y ESA VEZ no siguió, al menos en ese grado. Pero no logro sacarme el pesimismo de encima. 

“Era Noske” fue cuando mataron a Rosa, un gobierno socialdemócrata. Si la historia se repite dos veces y lo que pasó la primera ya se sabe, la segunda jamás será igual. Esa es la gran lección de hace 100 años cuándo se llegó a pensar que la revolución alemana de 1918-19 podría repetir la revolución rusa de un año antes. No fue así, y 15 años después subía Hitler, sacarlo llevó 12 años y 60 millones de muertos.

Y hoy en Brasil la historia podría repetirse. La diferencia es que ya sabemos el fin de la historia. Si sabemos aprovechar o no ese conocimiento, es otra historia.

Dos o tres cosas para empezar.

Ni el voto ni la socialdemocracia van a resolver este problema. Eso no quiere decir que no usemos el voto a un candidato socialdemócrata, todavía más corrido a la derecha porque es lo único que saben hacer en estos casos, como instrumento. Pero instrumento es para el cómo, más importa el qué. Y nosotros tenemos de dejar bien claro que el quéno es “defender la democracia”, aunque eso es parte (sólo parte) del cómo en esta situación concreta. El voto nos da una oportunidad más amplia de llegar a las masas, pero ¿con qué mensaje? NO el mensaje de la socialdemocracia, de la colaboración de clases y las reformas dentro del capitalismo. Precisamente ESO trajo este estado de cosas. Copio lo que cuenta un amigo uruguayo allá.

“Bolsonaro acertó al centrar su campana en consignas anti-sistema. De ahí su gran apoyo en los sectores más despolitizados, pero con conciencia de que tanto el “lulismo” como los golpichman de Temer los jodieron. Las consignas anti-sistema fueron evitadas por la “izquierda” liberal del lulismo y otros candidatos contra Bolsonaro, con la perspectiva negociadora del Congreso de Truhanes, que era su verdadera estrategia. La gente del sur del país tiene mas claro sobre qué es Bolsonaro, es un reaccionario facistoide de bajo nivel. Por eso las manifestaciones feministas del sábado 29:09 fueron masivas sobre todo en el sur. Y con una consigna central de no votar por él. El “lulismo” esta súper desprestigiado -desde la izquierda hasta la derecha-. en la izquierda por no haber tenido una política más firme y en la derecha por su “relativísima amenaza” al empresariado y las corporaciones. Puede pasar cualquier cosa. Y un gobierno de paramilitares no es descartable. Por ahora te aconsejo no venir a hacer playa por aquí.”

Esto es un problema social profundo de la misma forma que el desencanto con la socialdemocracia alemana le abrió el camino a Hitler. Y ahora  tampoco la socialdemocracia va a salir a la calle, solamente intentará arreglos de cúpula rebajando el programa: 

“​Por su parte, Haddad dio señales de que conciliará para reunir la mayor cantidad de apoyo posible y reducir el impacto del voto ‘anti-PT’….El candidato manifestó que está dispuesto a “ajustar parámetros” del programa de gobierno para reunir respaldos, y ya dio marcha atrás, en la entrevista con O Globo, en la propuesta de convocar a una Asamblea Constituyente para reformar la carta magna, una iniciativa que consta en el programa de gobierno del PT. ‘Revisamos nuestro posicionamiento’” (1) 

¡Así defienden la democracia!

El voto sirve como instrumento para engordar la calle, pero en la calle hay que separar los tantos. Aunque el tiro no va a ir esta vez contra la socialdemocracia porque no es el enemigo principal inmediato, y el Che que murió hace 51 años explicó que no se desperdician las balas.

De modo que al hermano brasileño le diría: votá sin asco por lo menos malo esta vez, aprovechá la oportunidad si se da, pero preparate no para lo menos malo sino para lo peor.  

Y si queremos saber si la calle sirve y si en algo incidimos, veamos lo que dice el FMI:

“Para América Latina y el Caribe el FMI afirmó que ‘la recuperación’ siguió ‘aunque a un ritmo más moderado de lo previsto, debido a las condiciones financieras más restrictivas y la sequía que pesaron sobre el crecimiento en Argentina y una huelga de camioneros que interrumpió la producción en Brasil'” (2). 

Otra cosa que tiene que quedar clara: Nosotros somos Brasil.

Nosotros somos Argentina, y Paraguay y Colombia. No somos la Suiza de América. Lo que pase en Brasil nos llegará. Algún fascista criollo está pensando en que podríamos hacer como Suiza, prestar un servicio “neutral” de plaza financiera a los nazis a cambio de quedar afuera. No va a pasar eso. Lo que sí puede pasar es que nos toque ayudar a la resistencia brasileña. Y eso nos ayudará a nosotros, y mucho. Empecemos ahora.

Y por último, en Uruguay las cosas siempre demoran más. Eso no quiere decir de que no lleguen. Nuestra socialdemocracia es hermana de la de ellos, y ya le está entrando el chucho. Pero no podrá traspasar los límites de lo que es. Nos toca a nosotros.

¡Y que mal que estamos! El primer pasito fascista acá lo está dando Manini, y algunos de “izquierda” le tendieron la alfombra. 

Tenemos un tiempito para arreglar el desastre, no mucho. 

Otras notas relacionadas: 

DECLARACIÓN DEL MST ANTE LAS ELECCIONES: 
https://n0estandificil.blogspot.com/2018/10/declaracion-de-mst-ante-las-elecciones.html

Elecciones en Brasil. Travesía de Casandra, ¿para dónde vamos?https://n0estandificil.blogspot.com/2018/10/elecciones-en-brasil.html

REFERENCIAS DE PRENSA:
(1) https://ladiaria.com.uy/articulo/2018/10/haddad-se-muestra-abierto-a-moderar-sus-propuestas-para-reunir-apoyos/

(2) https://negocios.elpais.com.uy/noticias/fmi-cambia-proyecciones-uruguay-argentina.html

fuentes:

http://infoposta.com.ar/notas/9846/las-barbas-del-vecino-brasil/

https://n0estandificil.blogspot.com/2018/10/las-barbas-del-vecino-brasil-una.html

 


About this entry