Argentina_Santiago del Estero: Represiòn a campesinos del Mocase

Argentina_Santiago del Estero:
Allanamientos y detenciones a campesinos del Mocase

El Poder Judicial de Santiago del Estero ordenó un violento allanamiento sobre la comunidad campesina de Loma Blanca Norte. Se llevaron detenidos a dos campesinos y a un menor de edad. Desde el Mocase denuncian a patotas que buscan desestabilizar y quedarse con las tierras campesinas.

marzo 26, 2021

«Llegaron como 40 policías y a mi padre le pegaron. A mi hermano y a mí nos amenazaron de muerte. Nos dijeron que si no entregábamos a nuestros padres nos mataban.» El relato de Javier Acosta, de 11 años, describe el violento allanamiento de la Policía de Santiago del Estero que terminó con detenciones a campesinos del Mocase en la comunidad de Loma Blanca Norte. El operativo de la Policía de Sumampa se llevó detenidos a los campesinos Alcides Acosta y Guillermo Cejas, y a uno de los hijos de Cejas. El Mocase señaló que el allanamiento fue ordenado durante la madrugada del jueves por la fiscal María Victoria Sottini y exigen la inmediata liberación de los detenidos, por lo que se mantienen movilizados en todos los departamentos provinciales y sobre las ruta nacional 9 y las provinciales 13 y 92.

“Detrás de todo esto, están las maniobras ‘Yiya’ Molina, famoso sicario de Musa Azar, que todavía influyen en parte de la policía y el poder judicial de Santiago del Estero», denunció el movimiento campesino y señaló que el objetivo es continuar hostigando a la comunidad de Loma Blanca Norte para continuar con «el robo de tierras y ganado, al que las familias campesinas de la zona de los ríos dijeron basta».

«Estamos preparados para cortar la ruta si no liberan a los compañeros. Acá hay una operación política muy fuerte para desestabilizar y genera estos escenarios. Estamos preparados para resistir en la ruta. ‘Yiya Molina’ responde al dictador de Musa Azar y al gobierno del juarismo en su momento, que siguen operando en Santiago del Estero», señaló a Tierra Viva, el integrante del Mocase Adolfo Farias, y señaló contra el intendente de la ciudad de Pinto, Emilio Rached.

«La situacion es muy grave, los detenidos han sido golpeados y se encuentran con dificultades para caminar», informó la regional santiagueña de la Asamblea Por los Derechos Humanos (APDH) y agregó: «La gravedad de este hecho ilustra el procedimiento del Poder Judicial de la provincia, fuerte con los débiles y débil con los fuertes».

Desde el organismo de derechos humanos replicaron las denuncias del Mocase sobre el trasfondo del violento allanamiento y recordaron: «Las comunidades de Loma Blanca Norte venían denunciando el accionar ilícito de personas en el territorio que ancestralmente ocupan, denuncias que no han prosperado».

«Ante esas denuncias, en vez de proteger a los campesinos, la fiscal respondió solicitando a la jueza Cecilia Vittar que ordene el allanamiento y la detención de los propios denunciantes, procedimiento que se ejecutó en tiempo récord, de madrugada, con violencia y amenazas de muerte», repudió la APDH y solicitó la intervención de la Secretaría de Derechos Humanos de Nación y el Comité Nacional contra la Tortura.

“Nos han dicho que nos olvidemos de nuestros padres”
«La justicia ordena allanamientos de madrugada y detiene menores, como en los tiempos oscuros de la dictadura a los que ayer dijimos una vez más nunca más», lamentó el Mocase al denuncia las detenciones de sus compañeros e iniciar un corte en la ruta nacional 9 para reclamar su liberación a la jueza Vittar.

El operativo ocurrió en la madrugada del jueves 25 y desde el Mocase describieron la violencia con los policías de la Comisaría de Sumampa ingresaron a la vivienda de Acosta y Cejas. «En el operativo, removieron violentamente todos los elementos de ambas viviendas, y bajo amenaza de muerte persiguieron a los compañeros”, relató la organización campesina.

El relato más desgarrador fue el del hijo de Acosta.
El niño de 11 años recordó que la Policía le puso las manos detrás de la espalda y la mantuvo contra el piso hasta que encontraron a su padre, que había salido de la casa. “Le pegaron frente a nosotros y no nos dejaron ni que lo saludemos cuando se lo llevaron. Nos han dicho que nos olvidemos de nuestros padres”, lamentó Javier y denunció: “No sólo han entrado a la casa y han hecho un desastre, también se han llevado cosas”.

La violencia contra las familias campesinas es recurrente, hace solo seis meses un ex policía asesinó a Juan Carlos «Cheta» González para quedarse con sus tierras. En Santiago del Estero, el Mocase sufre desde hace años la violencia que tiene como trasfondo el modelo agropecuario actual, como recuerdan los casos de Cristian Ferreyra y Miguel Galván.

fuente: https://agenciatierraviva.com.ar/detenciones-campesinos-mocase/


About this entry