Mèxico: Escuela de Salud Comunitaria “Alina Sánchez”

_____SaludComunitaria_Alina Sanchez

Mèxico:
Escuela de Salud Comunitaria “Alina Sánchez”

Mandeep Dhillon

En el 2019 en la comunidad de El Troncón en Tixtla, Guerrero, la Brigada de Salud Comunitaria 43, cumplimos 5 años como promotores de salud. Al evaluar nuestros éxitos y errores, reflexionamos sobre algunos de los problemas
que limitan el acceso a los cuidados de la salud en nuestras comunidades:

– El capitalismo nos despoja de nuestros saberes curativos, aniquila la flora, fauna, y otros elementos de nuestro ecosistema que son parte integral de la medicina tradicional, esta constante embestida, nos desposee de la capacidad que tenemos de sanarnos con las tradiciones terapéuticas provenientes de nuestros territorios.

– No hay acceso garantizado a los servicios de salud biomédicos. En las comunidades rurales hay poca o nula
presencia de centros de salud, los que existen, tienen carencias de materiales necesarios para la atención, y en ellos prevalece el trato violento basado en el clasismo y racismo.

Ante ese panorama, la Brigada 43 identificamos que construir redes de apoyo trascendentales es uno de los mayores retos para quienes ejercemos nuestro derecho a la salud desde la defensa territorial y la organización comunitaria.

A principios del 2020, propusimos la creación de una escuela de salud comunitaria. Tras algunas reuniones con otros colectivos para afinar objetivos, principios y métodos, concretamos un plan de trabajo. En la Escuela, participamos promotores de salud, defensores del territorio, herederas del conocimiento de plantas medicinales, acompañantes de migrantes y personas en situación de calle, médicos, sanadores tradicionales, estudiantes, maestras, trabajadores jubilados y activistas. Nuestras comunidades se encuentran en Tijuana, Mexicali, la Sierra de Zongolica nahua hablante de Veracruz, el Estado de México, Puebla, la Ciudad de México, Guerrero y Oaxaca.

Nuestro propósito, fortalecer los trabajos de salud de quienes participan en la Escuela a través de la compartición de conocimientos y práctica, además de aportar con materiales de educación popular y acompañamiento a la formación en salud de la población en general.

A nuestra Escuela dimos el nombre de Alina Sánchez, quien nació en Argentina en 1986, se formó como médica en Cuba y dedicó los últimos años de su vida a luchar por la autonomía anti-patriarcal y anti-capitalista en Kurdistán, donde le dieron el nombre “Lêgerîn Çiya – búsqueda de libertad”. En esa búsqueda, Alina impulsó una universidad de medicina y estaba formando una red con personas comprometidas con la transformación social en América Latina para solidarizarse con la construcción de un sistema de salud autónomo en Kurdistán. En marzo del 2018, en ese territorio perdió la vida.

En noviembre de ese mismo año, la Brigada 43 nos comunicamos con las mujeres kurdas del Comité de Jineoloji solicitando un mensaje suyo sobre Alina para incluir en nuestro “Manual de Primeros Auxilios para Paramédicxs Comunitarixs”. El Comité correspondió con una carta. En ella, escribieron:

“Lo más esencial en la vida y las decisiones
de la compañera Lêgerîn era su manera de
entender la salud, que solamente se puede
obtener en armonía con el entorno. Por ello
veía la necesidad de luchar. Veía la necesidad
de cambiar el presente sistema de poder y
opresión. De cambiar la mente capitalista que
deja a toda vida sin sentido, sin magia, fría
y muerta, convirtiéndolo todo en mercancía.
Ella es un símbolo de doctora de libertad.”

Elegir el nombre de Alina Sánchez para la Escuela es nuestra forma modesta de seguir buscando esa libertad a través de la defensa de la salud de los pueblos de México.

La pandemia de COVID 19 pospuso nuestros talleres presenciales, por lo cual nos reunimos de forma virtual dos veces cada mes con un temario generado desde los diagnósticos de nuestras comunidades. Algunas de las preguntas que nos ayudan a guiar nuestro aprendizaje son; ¿Cuál es nuestro territorio? ¿Qué problemas de salud tenemos? ¿Qué capacidad resolutiva tenemos ante ellos? ¿Qué nos falta para mejorar la prevención, diagnóstico y tratamiento de las enfermedades que nos afligen?

Una característica fundamental de nuestra Escuela es que, a diferencia del paradigma predominante que divide el mundo entre expertos y enfermos, reconocemos que todas y todos sabemos algo sobre la salud y la enfermedad, el poder curativo reside en cada uno y en el hacer comunidad. Para ello, nos fortalecemos desde la memoria territorial, prácticas curativas transmitidas de generación en generación, específicas a cada región y cultura. Coincidimos en que la salud debe centrarse en el respeto hacia esas memorias territoriales curativas, y que una formación profunda y diversa que integra lo beneficioso de la biomedicina y otras tradiciones que nos son nuevas, nos dejará mejor preparados para defender la vida.

Reconocemos que la salud comunitaria no se trata simplemente de insertar una institución de salud en una comunidad, sino que emerge desde la organización del tejido comunitario. A diferencia de los indicadores de salud del Estado que se reducen a cifras de morbilidad y mortalidad, nuestros indicadores van al corazón del bienestar de nuestros pueblos, ¿qué tan saludables están nuestra memoria, cultura y lengua? ¿Qué tan saludables están los otros
seres vivos con quienes compartimos vida en nuestros territorios?

En nuestra sesión del 17 de abril del 2021, tuvimos el honor de escuchar a Patricia Gregorini, madre de Alina Sánchez, sus palabras nos acercaron más a la Alina libre, inquieta, crítica y entregada. “Yo no elegí, esto me eligió a mí” le dijo alguna vez a su madre. Magma, así describió Patricia a la energía de la joven médica. En esa misma reunión, Manuel Rozental, médico y compañero de la Escuela, nos narró desde el Cauca, Colombia, la gran capacidad de Alina de llevar el baile a cualquier espacio. Recalcó la importancia de tener presente a Alina como una hermana. A lxs compañerxs como Alina, se les recuerda caminando cuesta arriba hacia el horizonte en
el cual ellxs tenían puesta una mirada clara y tenaz.

Desde el corazón de nuestra Escuela de Salud Comunitaria, Alina no te olvidamos. Contigo, buscamos esa salud que alguna vez fue nuestra y tendrá que serlo de nuevo.

______Alina Sanchez_Cumpa

fuente:  Lucha Indigena JULIO 2021 No 178 

enlaces relacionados:

ESCA youtube -Canal de la Escuela de Salud Comunitaria «Alina Sanchez»-
https://www.youtube.com/channel/UCtvyq-SgbU2mVWX_wUmfQZQ

Escuela de Salud Comunitaria responde a dudas sobre las vacunas contra Covid-19


About this entry